Se tiran con de todo

La interna del oficialismo está tomando ribetes increíbles. Cuanto más pasa el tiempo, más feroz es. Pero lo más jugoso está en el subsuelo: piñas y codazos a escondidas del árbitro. La última moda en Juntos es “grabarse”, una suerte de espionaje barato.

En estas hora circuló un audio donde un funcionario del gobierno de Weretilneck habla del vicegobernador de forma virulenta y despectiva. Tanto, que llama la atención que en algún momento hayan compartido espacio. El hombre que reporta en el equipo de Luis Di Giácomo despotricó contra Pesatti sin que supiera que sus diatribas estaban siendo registradas.

Tan condenable la actitud de grabar de sopetón, como los conceptos del funcionario contra el vicegobernador.