“Fue un año nefasto para los trabajadores públicos”

(ADN).- La UPCN denunció la pérdida del poder adquisitivo de los trabajadores estatales en Río Negro. El gremio aseguró que el aumento salarial real fue del 25%, y recordó que la inflación alcanzaría el 50%. Por eso, insistió en que los incrementos “son una burla”.

“Según lo que difundió días atrás el gobierno, este año iniciaron ‘un camino de equilibrio en las cuentas’ y lo cierran ‘cumpliendo con los pedidos realizados por los empleados rionegrinos en materia de sueldos’. Cualquier trabajador que lee esto siente como el gobierno le toma el pelo de forma descarada e impune. Lo que difunden como discurso oficial es una desvergüenza y otra burla más al trabajador que día a día cumple con su tarea”, expresaron desde el gremio que conduce Juan Carlos Scalesi.

Los cálculos de los gremios varían. Para ATE, el aumento rondó el 38%. En eso también discrepa UPCN, que volvió a poner el foco en el sindicato que conduce Rodolfo Aguiar.

En la UPCN evalúan que más allá de la calculadora, ninguna paritaria estatal -incluida la docente- estuvo por encima de la inflación. En consecuencia, no “hubieron aumentos, sino ajuste”.

“El gobierno reformó la Ley de la Función Pública no como ‘gesto democrático’, como quiere ‘venderlo’ (si hubiera sido así, habría aceptado la propuesta que hace mucho tiempo le solicitó la UPCN sobre la aprobación de un Convenio Colectivo de Trabajo), sino con intenciones de ajuste impúdicos”, plantearon desde la Comisión Directiva.

Y agregaron: “Los trabajadores deben saber que este gobierno siguió con la Ley de Función Pública (hecha en un contexto específico igual que Río Negro Fiduciaria que siguió usando durante sus dos mandatos) e incluyó a ATE para sacarlo de la calle, denigrarlos como fuerza de trabajadores y usarlo para llevar adelante su plan de ajuste a costa de los agentes de la Administración rionegrina. Plan maquiavélico y diseñado en cada punto, incluso en la ‘repartija’ de bonos y vueltitos distribuidos mensualmente para acallar a la gente”.