No elevarán a juicio más de 30 causas contra Aguiar

El juez Federal Hugo Grecia ratificó el acuerdo de suspensión de elevación a juicio al que arribaron la Fiscalía, a cargo de Alejandro Moldes, y las diferentes querellas para no llevar a juicio oral al jefe de ATE, Rodolfo Aguiar, y otros dirigentes del gremio en más de 30 causas en las se les imputaban diferentes delitos.

Desde el sindicato celebraron la medida, y consideraron que “es uno de los mayores avances logrados para poner límites a la criminalización de la protesta social en la provincia”.

Aguiar y otros dirigentes acumularon más de 30 hechos y el entendimiento comprendió los expedientes en los que se imputaba a los sindicalistas los delitos de cortes de ruta, toma de pozos de gas y petróleo, usurpación, lesiones, privación ilegítima de la libertad, daños, resistencia y atentado a la autoridad y ocupación de edificios públicos nacionales, entre otros.

Por eso, el acuerdo se hizo con las querellas que representaban a la empresa YPF y a organismos nacionales como SENASA, Ministerio de Desarrollo Social de la Nación y la Policía Federal, y la defensa penal de Aguiar ejercida por la abogada Ailen Roca.

“Se trata de un acuerdo ampliamente satisfactorio que nos permite evitar un juicio en más de 30 causas en las que la justicia pretendía llegar a procesarnos por el simple hecho de reclamar mejoras laborales y sociales. Se nos imputaban delitos federales gravísimos. Sin dudas que esta decisión del Juez Greca pone límites al grave proceso de criminalización y persecución judicial que padecemos desde hace tiempo en la provincia”, señaló Aguiar.

El acta rubricada entre las partes estipula una reparación económica simbólica destinada como una donación a una Institución de Bien Público, que en este caso será de 250.000 pesos al Hospital Francisco López Lima de la ciudad de General Roca y otras sumas menores destinadas a algunos damnificados.

Por último, el Juzgado Federal actuante impuso a los dirigentes el cumplimiento de algunas pautas de conductas, referidas esencialmente a lo no comisión de delitos en la jurisdicción de la ciudad, ni avalar por ningún medio conductas que se consideren violatorias de la ley.